miércoles, 25 de agosto de 2010

TIERRA

Nunca volvemos a los mismos sitios aunque vayamos a ellos una y otra vez.
Ni nosotros somos los mismos, ni la tierra, ni las personas anónimas con quienes nos cruzamos, ni siquiera las personas que conocemos y a las que esperamos reencontrar.



Pequeños cambios en nuestro paisaje interior pueden hacer diferentes los mismos campos, las mismas ciudades, los mismos caminos, los mismos nombres.



Toscana estaba hermosa y dulce. Suavizada por las abundantes nieves del invierno, su belleza serena se me reveló más intensa y rica que otras veces.
Siempre digo que esta tierra es el paisaje de mi alma. Pero mi alma nunca estará a la altura de toda la intensidad con que esta tierra brilla o se despereza bajo el sol.


Y aunque la vida se convierta en una pasión inútil, cuando llego a Italia, no puedo dejar de sentir la gratitud de la que es bien recibida cuando regresa a casa.

6 comentarios:

David dijo...

Hola. Ya ni te pregunto qué tal las vacaciones. Qué fotos más bonitas, pero me da que no es mi tipo de sitio ( a mí me van más las grandes ciudades...será porque no las conozco (aunque tú sí).
Bueno, ya estás de vuelta.
Un saludo.

Nieves dijo...

Preciosas fotografías.

Ana Bande dijo...

¿Volver? Vuelva el que tenga,
Tras largos años, tras un largo viaje,
Cansancio del camino y la codicia
De su tierra, su casa, sus amigos.
Del amor que al regreso fiel le espere.

Mas ¿tú? ¿volver? Regresar no piensas,
Sino seguir siempre adelante,
Disponible por siempre, mozo o viejo,
Sin hijo que te busque, como a Ulises,
Sin Ítaca que aguarde y sin Penélope.

Sigue, sigue adelante y no regreses,
Fiel hasta el fin del camino y tu vida,
No eches de menos un destino más fácil,
Tus pies sobre la tierra antes no hollada,
Tus ojos frente a lo antes nunca visto

carrascus dijo...

...si es que como en casaaaa...

Paz Raña dijo...

Un luxo de palabras e de imaxes. Como me gustaría dicirche en italiano que me gusta, me gusta, me gusta...

Lula Fortune dijo...

DAVID: también me gustan las grandes ciudades. En realidad creo que me gusta todo, si exceptuamos Benidorm, claro está. Ilustración máxima del Inferno di Dante. Un saludo para ti también.

NIEVES: Gracias. Un beso.

ANA: " Tus pies sobre la tierra antes no hollada/
Tus ojos frente a lo antes nunca visto"... desde luego y siempre.
Pero es que es imposible volver, Aniña, de verdad que nunca vuelves del todo. Algo se va quedando enganchado en las zarzas del camino.
Bicos, bicos mil (qué ganiñas tengo de verte!!!)

CARRASCUS: ya lo decía aquel cómico español, que en gloria esté: "Si es que como fuera de casa no se está en ningún sitio".

PAZ: Mi piace, mi piace, mi piace...también a mí tu aventura norteuropea. Bicos mil.